Por:

Abandonó su cuerpo y llegó a pesar 317kg, un día decidió bajarlos y ha perdido más de 200kg. ¡Aquí está esta historia de superación!

Ya sabéis que en La voz del muro no nos guiamos por modas, ni promovemos un canon de belleza único. La obsesión por el peso o el aspecto nunca trae nada bueno. Esto no quiere decir que tengamos que abandonarnos y engordar como si no hubiese un mañana.

El termino medio es llevar una vida lo más sana posible y disfrutar sin obsesiones. Con un poco de ejercicio y una alimentación equilibrada podremos encontrarnos muy a gusto con nosotros mismos.

Hoy os traemos la historia de Jesse Shand, un joven de 28 años que se abandonó hasta límites insospechados, llegando a alcanzar el peso de 317 kg. Más allá de cualquier aspecto estético, este peso es peligroso para la salud de Jesse, imposibilitándole hacer una vida normal, aumentando el riesgo de sufrir un infarto, diabetes, artrosis, etc…

Anímate y déjanos un comentario

Tienes que Ingresar para escribir un comentario.